fbpx

DÍA NACIONAL DE NO VIOLENCIA CONTRA LA NIÑEZ

no-violencia-BLOGs

Por: Ana Laura Mayén

 

En Guatemala el 13 de marzo de cada año, se conmemora el día nacional de la no violencia contra la niñez, según decreto no. 37-2005; este día tiene su origen en 1989 donde un niño de 13 años sufrió una muerte violenta a causa de cuatro miembros de la Policía Nacional.

A partir de este suceso, surge la necesidad de conmemorar y preservar la memoria de los niños que han sido víctimas de maltrato infantil, uno de los flagelos más grandes que sufre Guatemala. Pero, ¿a qué nos referimos con violencia contra la niñez? Es todo acto no permitido por la ley de una sociedad y que provenga de una o más personas en contra de un menor, ya sea por omisión o de forma deliberada. El maltrato infantil se denomina a todo abuso físico, sexual, emocional, abandono físico y emocional, o cualquier acto que pueda ser peligroso e inadecuado para cualquier infante.

Lamentablemente, un reducido número de los casos de violencia ejercida contra los niños y niñas termina en muerte; pero lo más frecuente es que ni siquiera deje huellas visibles, gran parte de la violencia permanece oculta. En ocasiones, los niños y niñas se sienten incapaces de denunciar los actos de violencia por miedo a las represalias de su agresor. Puede ocurrir también que ni los niños y niñas ni el agresor vean nada malo o inusual en estas prácticas, o que ni siquiera piensen que estos actos violentos constituyen violencia, y los consideren más bien como castigos justificados y necesarios haciendo que el niño maltratado se sienta avergonzado o culpable, dando continuidad al círculo de la violencia.

Los niños y niñas padecen violencia en sus casas, en el seno de sus familias o por parte de otros niños y niñas. Otros factores pueden ser el consumo de drogas, el fácil acceso a armas de fuego, el consumo de alcohol, el desempleo, la delincuencia, la impunidad y el encubrimiento.

La violencia se encuentra en muchos rincones de nuestra sociedad, la vemos a diario en los medios de comunicación y forman parte del entorno social de muchos niños, niñas y adolescentes. Y aunque, luego de establecer la ley que conmemora el 13 de marzo, el objetivo principal es minimizar y luego erradicar este mal; el estado es el principal encargado de proteger y velar por el bienestar de estos niños y niñas, sobretodo en los hogares y organizaciones “sin fines de lucro” que pertenecen al estado, donde las estadísticas de violencia y abuso son altas.

La responsabilidad no es sólo del estado, sino también de nosotros mismos, de las familias, los colegios, las iglesias y cualquier institución, estamos obligados a formar parte del cambio, de valorar la vida de niños, niñas y adolescentes, y darnos cuenta que no son solo una cifra más o menos, sino que son personas que nacen con un propósito en la vida. Por eso, Universidad Panamericana pensando en el bienestar de los guatemaltecos, fundó en el año 2015 el Centro de Asistencia Social -CAS-, donde se han atendido a más de 6,200 adultos, 2,800 adolescentes y 3,000 niños guatemaltecos de problemas emocionales porque estamos conscientes que una sociedad puede cambiar cuando se trabaja en la salud mental.

Con información de:

https://www.unicef.org/

https://rrppguate.blogspot.com/